Nuestra Historia

Juan José Fernández, Telesforo Fernández, Manuel Fernández Panades y Manuel Fernández Rovira.

Familia Manolo FernándezCuchillería Fernández es un pequeño taller de artesanía, se encuentra constituido en la provincia de Albacete desde el año 1995 con cuatro generaciones a su paso.

Juan José Fernández Martínez fue el primer cuchillero de la familia Fernández en el año 1933.

Telesforo Fernández Expósito con nº de artesano 43693 siguió los pasos de su padre comenzando esta profesión en el año 1965.

Manuel Fernández Panades Maestro Artesano quiso seguir con esta tradición familiar y decidió montar un taller de artesanía en el año 1995 al que llamó CUCHILLERIA FERNANDEZ.

Nace en el año 1951 en el seno de una familia cuchillera. Su bisabuelo, Juan José Fernández Martínez “El Carretilla”, comienza a trabajar en 1925 en el taller de Ricardo Zafrilla en la calle de la Cruz; lugar donde también trabaja su padre, Telesforo Fernández Expósito, hasta el año 1947. Es entonces cuando Telesforo se instala con su tío Bartolomé Expósito López y los hijos de éste en un taller del Camino de Miraflores.

Ocho años después emprende su andadura en solitario y abre su propio taller en la calle de San Justo. Se trata de un amplio espacio de unos cuarenta metros cuadrados, situado sobre la vivienda familiar de la abuela, en donde Telesforo coloca un motor de 1,5 caballos para mover dos piedras de amolar y pulir, un banco con tres tornos, una fragua y un yunque. Pocos meses después incorpora una máquina de taladrar, una cizalla y dos tornos de banco más. Junto a Telesforo trabajan su primo hermano el “Pijfernan2olilla”, el “Mojama” y dos oficiales más. Será allí donde Manuel Fernández Panadés se inicia como precoz aprendiz a la edad de ocho años y ayuda a su padre en el blanqueado de las hojas de las navajas. El resto de hermanos también van a aportar su fuerza de trabajo al negocio familiar si bien, con el tiempo, el único que permanece en el mismo es Manuel.

En este taller los Fernández elaboran navajas clásicas albaceteñas de cuerno con muelle de teja junto a otros modelos especiales, como por ejemplo, navajas tipo machete. Son tiempos difíciles y las virolas se elaboran con la chapa de las latas de leche y otras conservas. La producción se destina a los almacenistas de las dos familias Zafrilla: el taller de lacalle de la Cruz y el establecimiento de la viuda de José Zafrilla en la calle de Salamanca. No obstante, hacia la mitad de la década de los sesenta, Telesforo solicita un puesto fijo en los círculos del recinto Ferial y parte de las tareas se venden en ese lugar.
A la muerte de Telesforo se cierra el taller y su hijo Manuel interrumpe durante catorce años su actividad como cuchillero para dedicarse a la venta ambulante. Sin embargo, en el año 1990, recupera buena parte de la maquinaria y se instala en el bajo de su vivienda en el barrio de “La Estrella”. Su inscripción en el Registro de Industria solicitando la autorización para una ampliación de la instalación será la última que se registra en el siglo XX. Desde este lugar de la calle San Quintín día a día perfecciona su trabajo hasta convertirse en uno de los artesanos cuchilleros más destacados del panorama local, con numerosos premios en distintos concursos de artesanía, ferias y certámenes.

En el año 2004 recibe el Título de Maestro Artesano concedido por la Junta de Comunidades de Castilla-La Mancha. Cabe destacar de su producción la perfecta síntesis conseguida entre un trabajo tradicional y una incesante búsqueda de nuevos materiales en especial para los cabos y mangos de sus piezas.

Desde entonces este taller no ha parado de crear verdaderas obras de arte, piezas únicas.

AA8_7974Actualmente, Manuel Fernández Rovira con nº de artesano 0200470 es el que sigue con esta tradición familia.

Sus inicios en este sector comienzan en el año 1999 en la Escuela de Cuchilleria realizando un curso de matriceria, dos años mas tarde experimenta con los grabados al agua fuerte y es algo que le gusta y se le da bien. Decide ayudar a su padre decorándole las hojas de las navajas que este hacia. Años mas tarde decide reclutar en las fuerzas armadas dentro del ejercito del aire pero nunca deja de realizar los grabados a las navajas y cuchillos.

En el año 2008 su padre Manuel enferma por lo que se ve obligado a cerrar el negocio familiar. Manuel decide dejar el ejercito para dedicarse a la cuchillería y continuar con la saga de artesanos formando la cuarta generación en su familia. Aprende con su padre durante unos años.

El 14 de mayo de 2011 Manuel fernandez Panades fallece y su hijo Manuel continua con el legado en solitario hasta el dia de hoy, realizando cuchillería Española, reproducciones antiguas, cuchillos artísticos de la misma manera que su padre le enseño incluyendo a este oficio sus grabados, ganando varios premios en diferentes concursos nacionales y viajando por todo el mundo enseñando el arte heredado.

Esta es la memoria de la empresa, la cual se espera que perdure satisfaciendo a los verdaderos amantes de la buena cuchillería en todos los puntos del mundo.

Parte de los Premios Obtenidos a lo largo de Nuestra Trayectoria Profesional.

 

1990. 2º Premio pieza original

1991. 1º Premio pieza original

1993. 2º Premio cuchillo de monte

1995. 1º Premio navaja clásica

1996. 2º Premio navaja clásica

1997. 2º Premio navaja clásica

1997. 2º Premio navaja tema libre

1998. 2º Premio navaja tema libre

1999. 1º Premio navaja clásica

2000. 1º Premio reproducción navaja clásica

2001. Mención Honorífica I Concurso Regional Pieza única

2002. 3º Premio navaja Tema Libre

2002. 1º Premio Navaja antigua de Albacete

2002. 1º Premio Navaja Conmemorativa 25 Aniversario

2003. 1º Premio Navaja Tema Libre

2004. Premio “Paco Alarcon” Reproducción Navaja antigua albacete

2005. 1º Premio Reproducción Cuchillo Puñal Antiguo

2006. Premio reproducción Cuchillo Puñal Antiguo

2006. 2º Premio Navaja tema Libre

2007. 1º Premio “Obra artesana” Feria Artesanía Cuenca 07